Región de O’Higgins enfrenta la peor sequía en 20 años y anticipan “compleja” temporada de riego

Publicado el 4 septiembre, 2018 Por Equipo de Corresponsales

El río Tinguiririca tiene un déficit de 64% y mantiene sus mínimos históricos desde enero, mientras que el Cachapoal está en menos 53% de su caudal.

Los agricultores y regantes de la región de O´Higgins enfrentarán una temporada de riego “compleja”, debido a los efectos de la persistente sequía, situación que afecta a las principales cuencas, Cachapoal y Tinguiririca, y a los ríos y esteros, como Claro de Rengo, Zamorano, Chimbarongo, Codegua, Puquillay, y Peuco, entre los más importantes.

La región de O’Higgins lleva diez años consecutivos, entre 2009 y 2018; con una pérdida del 25% de lluvias para el sector agrícola y un 35% en los caudales en temporada de riego.

El análisis de los principales ríos de la región, da cuenta que el Cachapoal está con un 53% de déficit y que el Tinguiririca ha estado en sus mínimos históricos desde enero, y en ambos casos muy por debajo de los promedios incluidos los años de escasez.

“Sabemos que los esteros y ríos menores van a estar en una situación tanto o más compleja que la de los ríos mencionados”,  explicó Graciela Correa, gerente de la Junta de Vigilancia del Río Chimbarongo.

La peor sequía desde 1998

Las cifras expuestas por los regantes son abrumadoras. El río Tinguiririca lleva acumulados 225 mm. de agua caída a la fecha, siendo que lo normal -al 30 de agosto- debieran ser 622 mm. Lo anterior refleja un déficit de 64%.

De esta forma, se trata de 10 años consecutivos con mermas sin precedentes desde que hay registros (desde 1910 en adelante).

Incluso este sería el año más seco desde 1998, es decir, de los últimos 20 años. “En esta fecha deberíamos llevar el 87% del total de precipitaciones anual, pero de seguir como estamos, podríamos completar el año con 259 mm. de agua caída”, expresó el gerente de la Junta de Vigilancia del Río Tinguiririca, Miguel Ángel Guzmán.

El panorama del río Cachapoal es similar. Robert Hilliard, gerente de la Junta de Vigilancia Río Cachapoal Primera Sección, detalla que “tenemos un 37% de déficit de lluvia en Cortaderal y 42% en Las Leñas, en la cordillera”.

A la fecha, el Cachapoal lleva acumulados 294 mm., cuando en un año normal debieran ser 467 mm.

Una situación similar se manifiesta en el Estero Zamorano, que nutre a ocho canales de San Vicente: El déficit llega al 41%, ya que solo han caído 265,2 mm. de lluvia. Para un año normal se esperan 574 mm.

Noticias Relacionadas