Consejos prácticos para mejorar la alimentación y la calidad de vida de los niños

Publicado el 26 octubre, 2015 Por Equipo de Corresponsales

Es importante incentivar el consumo de frutas y verduras en el día.

De acuerdo a los resultados arrojados por el Simce de Educación Física 2015, en Chile el 41% de los alumnos de octavo básico padece de sobrepeso u obesidad. Cifra alarmante que ha puesto en alerta a los expertos y profesionales de la salud, en esta línea Sodexo Servicios de Beneficios e Incentivos, a través de su programa Vivir Bien, quiso aportar a la prevención y entregó algunos consejos para mejorar la nutrición de los niños.

La idea, según destaca el equipo de nutricionistas de la entidad, es “lograr una calidad de vida más saludable en los más pequeños y promover un estilo de vida saludable, que no solamente implica llevar una correcta alimentación, sino que también involucra estimular la actividad física, evaluar las horas de descanso y establecer un compromiso de toda la familia para cambiar algunos hábitos”.

A continuación te presentamos algunos simples consejos que te ayudarán promover mejores hábitos para tener un estilo de vida más saludable.

 – Procurar que los niños entiendan que la comida es necesaria para desarrollarse, por lo tanto, que no lo asocien a un premio o castigo.

– Evitar ocupar distractores como la televisión o juguetes a la hora de comer.

– Preferir celebrar con los niños acontecimientos importantes con actividades al aire libre, juegos didácticos, etc. En vez de golosinas, comida chatarra o en torno a la comida.

– Intentar programar las comidas de sus hijos. Si alguna vez le falta el tiempo opte por sándwiches saludables, frutas acompañadas de lácteos descremados sin azúcar y frutos secos, ensaladas con huevo duro o atún al agua.

– Leer y comparar las etiquetas de los alimentos. Prefiera siempre los que tienen menos grasas, azúcar y sal (sodio).

– Incentivar el consumo de frutas y verduras durante el día. El ideal es 3 porciones de verduras y 2 de frutas al día, y prefiera este tipo de alimentos a la hora de colación en vez de alimentos ricos en grasas, azúcares y sal.

– Ofrecer a los niños agua natural para beber. Lo importante es que adquiera el hábito y llegue a consumir entre 5 y 6 vasos de agua al día.

– Promover la actividad física en los niños. La recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) es que tengan al menos una hora de juegos al aire libre diariamente. Aproveche de realizar actividades en familia que impliquen movimiento.

 

Noticias Relacionadas