Estas son las razones de porque niños menores de 3 años no deberían ver pantallas electrónicas

Publicado el 14 octubre, 2018 Por Equipo de Corresponsales

Pediatras explican los efectos negativos que la televisión, computador, tablet y celulares trae en los menores.

En el 58° Congreso Nacional de Pediatría, organizado por laSociedad Chilena de Pediatría (Sochipe) realizado en Antofagasta entre el 3 y 6 de octubre, los pediatras sostuvieron que el uso de pantallas afecta el aprendizaje, memoria y lenguaje de los niños.

Los expertos aconsejan no exponer a niños de menos de 2 años a la televisión, computador, tablet y celulares, entre otros, e incluso algunos son más drásticos y proponen abstinencia de pantallas para menores de tres años ¿Una de las razones? Los efectos en el desarrollo cerebral y cognitivo que se produce durante la infancia.

Según diversos estudios, el uso de estas pantallas altera los circuitos de recompensa en el cerebro que pueden conducir a la adicción, y la exposición repetida de niños y adolescentes a escenas de violencia va disminuyendo la reacción de las regiones cerebrales implicadas, es decir, los va volviendo insensibles a ella.

La Dra. Valeria Rojas, presidenta del Comité de Medios y Salud Infantojuvenil de la Sociedad Chilena de Pediatría, explicó durante el evento, que se han descrito varios efectos en el desarrollo cerebral, particularmente en las zonas vinculadas con el aprendizaje, memoria y lenguaje. Y el uso prolongado a través del tiempo, se ha asociado con mayor frecuencia de problemas atencionales.

“Antes de los tres años se produce el desarrollo psicomotor del niño y, por ende, las bases de su futuro intelectual y emocional. Entonces, el hecho de que esté expuesto a este tipo de pantallas o entretenimiento digital afecta dicho proceso”, sostuvo la especialista.

Este es un tema clave para el desarrollo infantil, del cual “tenemos que hacernos cargo”, enfatizó la neuróloga.

Tiempo de exposición

La Sociedad Chilena de Pediatría sugiere que en los preescolares el tiempo de exposición frente a las pantallas no debe ser superior a dos horas al día.

“Si es un contenido inadecuado, va a disminuir el número de palabras que maneje. Y se sabe que la inteligencia llega hasta donde llega nuestro vocabulario”, dijo la Dra. Rojas.

Y en este sentido la neuróloga aconsejó que es importante ofrecerles a los niños actividades físicas alternativas a la televisión y las pantallas.

Noticias Relacionadas