Muerte de juez: Fiscal dice que «mientras no tengamos informe del SML, no podemos tener certeza de lo ocurrido»

Publicado el 3 julio, 2019 Por Norelis Vilchez

De todas formas, aclara que en principio se trataría de un suicidio" y que "con una pistola se habría quitado la vida".

Con el arma en sus manos. Así fue encontrado por su esposa, el cuerpo sin vida del suspendido ministro de la Corte de Apelaciones de Rancagua, Marcelo Albornoz Troncoso, quien se suicidó en su hogar durante la mañana del miércoles.

La noticia comenzó a circular a eso del mediodía, a menos de 24 horas de que fuera notificado de la extensión de la suspensión de sus funciones y la apertura de un cuaderno de remoción que amenazaba con dejarlo fuera del poder judicial, de acuerdo a los resultados que había arrojado la investigación administrativa llevada a cabo por la magistrada de la Corte Suprema, Rosa María Maggi.

En el segundo piso de su residencia, ubicada en la calle Bombero Villalobos de Rancagua, fue encontrado muerto por su esposa en la habitación matrimonial. El juez se había quitado la vida con un arma de fuego, calibre 9 milímetros que incluso se encontraba inscrita a su nombre desde hacía tiempo, según  lo han dado a conocer las autoridades.

Se presume que Albornoz aprovechó la ocasión de que su pareja e hijos habían salido del hogar en horas de la mañana. Sin embargo, las diligencias iniciadas por la Policía de Investigaciones y la Fiscalía determinarán mayores detalles de la muerte del suspendido ministro.

En tanto, desde el lugar del suceso, ubicado en la Calle Bombero Villalobos, el  fiscal regional (s) de Rancagua, Javier von Bishoffshausen, declaró que “constatamos que efectivamente -en principio- se trataría de un suicidio» y «con una pistola se habría quitado la vida la víctima”.

El fiscal detalló que su cónyuge y dos de sus hijos «salieron en horas de la mañana a hacer distintas diligencias, lo cual es parte de la investigación, pero en principio presumimos que ese fue el horario donde se registró el suceso”.

Asimismo dijo  “después regresan y al pasar cierto instante, la cónyuge concurre hasta la pieza donde se encontraba la víctima y lo encuentra lamentablemente fallecido y se da inmediatamente parte a las autoridades”.

En cuanto a si el hoy occiso dejó alguna carta antes de quitarse la vida, señaló  que “estamos trabajando en el sitio del suceso, por el momento no hemos encontrado ninguna carta en tal sentido, pero este es un trabajo en desarrollo. La Policía de Investigaciones está haciendo un trabajo acucioso», a los que se sumaron peritos de Santiago.

Un disparo, sin salida de proyectil, fue la lesión que le causó la muerte a Albornoz, sin embargo, el fiscal declaró “mientras no tengamos el informe de la autopsia del Servicio Médico Legal,  no podemos tener certeza de lo ocurrido, pero en este momento la tesis más fuerte y evidente del lugar es que se trata de un suicidio”.

Señaló que junto a la Policía de Investigaciones van a realizar otras diligencias “para establecer a ciencia cierta quién formula el disparo, pero cabe señalar que la pistola fue encontrada en manos de la víctima, por lo tanto parece bastante claro que lo hizo, pero estamos trabajando técnicamente en acreditarlo y mañana a primera hora de la mañana (jueves) se practicará la autopsia”.

Por su parte, el prefecto de la Policía de Investigaciones de la región, Lautario Arias, explicó que “se están realizando las pericias por parte de la Brigada de Homicidios y los peritos especialistas que estamos esperando del Laboratorio Central y Regional de Rancagua”.

Asimismo dijo que se realizó la inspección ocular del lugar y que se harán las pericias químicas al arma. El cuerpo fue trasladado al Servicio Médico Legal para hacer la necropsia respectiva y determinar la causa precisa del deceso. También van a entrevistar a los familiares.

Noticias Relacionadas