Reforma al Código de Aguas: Diputado Schalper pide garantizar tres principios fundamentales

Publicado el 8 febrero, 2019 Por Jaime Castañeda

En La Moneda refuerzan la idea de que el objetivo es mejorar la norma de la administración anterior, ya que elimina el dominio fijo por 30 años. La modificación establece que sea indefinido, con la incorporación de multas si el propietario especula con el agua.

Desde 2011 se tramita en el Congreso la reforma al Código de Aguas, y en los últimos días el tema ha vuelto a la discusión luego que el ministro de Obras Públicas, Juan Andrés Fontaine, hablara de “perpetuidad” y luego tuviera que salir a aclarar.

“El adjetivo perpetuo da la sensación que al titular de ese derecho no hay manera de quitárselo. Lo que estamos diciendo nosotros es que es de duración indefinida, es decir, no tiene un plazo fijo, pero tiene que usarlo“, explicó el secretario de Estado a CNN Chile.

El gobierno de Sebastián Piñera anunció cambios al Código de Aguas. Parlamentarios de oposición criticaron el anuncio argumentando que se trata de un recurso de uso público que pasaría para siempre a dominio de particulares.

En La Moneda refuerzan la idea de que el objetivo es mejorar la norma de la administración anterior, ya que elimina el dominio fijo por 30 años. La modificación establece que sea indefinido, con la incorporación de multas si el propietario especula con el agua.

El diputado Diego Schalper (RN) afirma que hay tres principios que garantizar: “El primero es asegurar el agua de consumo accesible para todos. El agua potable es un derecho y tenemos que garantizar que todos tengan acceso a agua potable de calidad, porque en nuestra región, además que tenemos mucha gente sin acceso a agua potable, a veces esta no es de calidad”.

En segundo lugar subraya que “para nuestro gobierno es fundamental dar certeza jurídica respecto de los derechos de agua. En ese sentido nosotros vamos a garantizar que aquellas personas que son propietarias de derechos de agua y la usan para el desarrollo agrícola, van a contar con la certeza jurídica de que los cambios que se puedan hacer no las van a afectar, porque de otra manera estaríamos incurriendo en algo que hasta podría ser inconstitucional”.

Como tercera consideración, Diego Schalper expresa la necesidad de que “los derechos de agua se usen para la producción agrícola, por lo tanto, esa va a ser la dirección que va a tomar la reforma que vamos a empujar, para garantizar primero el consumo de agua potable de calidad; lo segundo, que el agua de riego se use para la producción agrícola; y lo tercero, dar certeza jurídica a los empresarios agrícolas y a todos aquellos que tienen derechos de agua, muchos de ellos pequeños productores, que lo que quieren es sacar adelante sus familias y sus localidades”.

Noticias Relacionadas