La tormenta perfecta de la U. de Chile en la previa al choque con O’Higgins

Publicado el 20 febrero, 2019 Por Jaime Castañeda

Por estos días los cuestionamientos se dan a todo nivel en el cuadro azul. Incluso se habla de la salida del DT Frank Kudelka si no logra salir airoso de Rancagua.

La falta de refuerzos de jerarquía y la pobre generación de fútbol en mediocampo le empiezan a pasar tempranamente la cuenta a Universidad de Chile. “Recién salimos del puerto y ya nos hundieron el barco”, fue la frase que utilizó el técnico Frank Darío Kudelka para explicar el momento, justo después de la eliminación de Copa Libertadores ante Melgar.

El plantel más caro del fútbol chileno empieza a mostrar signos de una mala conformación, donde abundan los delanteros pero no hay quien ponga una sola pelota de gol. Menudo problema que se hizo aún más patente con el reclamo del capitán Johnny Herrera al gerente deportivo Sabino Aguad, a quien le reprochó la no traída del volante Luis ‘Mago’ Jiménez, de buen presente en Palestino y dilatada experiencia internacional.

También le enrostró la frustrada negociación por Edson Puch, que terminó recalando en Universidad Católica, y el nulo esfuerzo por incorporar al argentino Pablo Mouche, que arribó a Colo Colo. Todos jugadores que habría pedido Kudelka al propio Aguad, con quien mantiene una muy mala relación, según han filtrado desde el Centro Deportivo Azul.

Tal es el clima de tensión en los azules que este miércoles el magnate Carlos Heller, presidente de Azul Azul, llegó a primera hora hasta el CDA para hablar con el gerente deportivo y algunos referentes del plantel con la misión de poner paños fríos a la crisis.

Es que el golpe de quedar fuera de Copa Libertadores ante un equipo sin mayores pergaminos, como Melgar, no estaba en los cálculos de la concesionaria. La estela del fracaso se prolongó hasta el inicio del campeonato, con una ‘U’ incapaz de doblegar al recién ascendido Cobresal.

Con ese antecedente la escuadra laica prepara el duelo con O’Higgins, que para muchos es visto como una prueba definitiva para la continuidad del ex técnico de Talleres. Universidad de Chile cargará con una presión indisimulable en el juego del sábado a las 18:00 horas en Rancagua, donde debe salir airoso para calmar las ánimos.

La estadística indica que desde 2012 el Romántico Viajero no pierde ante O’Higgins en Rancagua. Tras la remodelación del mundialista han disputado cuatro partidos por campeonatos nacionales con tres victorias universitarias y un empate.

El último antecedente en pastos rancagüinos data del 6 de mayo del año pasado, triunfo azul por la mínima con gol de Matías Rodríguez ante 9.684 espectadores.

Noticias Relacionadas