Mertesacker y la presión que sufren los futbolistas: “Me tragué tan fuerte la bilis que los ojos me lloraban”

Publicado el 12 marzo, 2018 Por Equipo de Corresponsales

Crudo relato del defensa alemán del Arsenal.

Petr Mertesacker, jugador alemán del Arsenal que colgará las botas la próxima temporada ha contado en Der Spiegel sus problemas con la presión que sufre un futbolista en ciertos momentos de su carrera. “Somos unos privilegiados, pero hay un punto en el que todo se converte en una carga. Ahora mismo es demasiada presión, prefiero estar en el banquillo e incluso en la grada”, asegura.

104 veces internacional con su selección, cuenta Mertesacker sus problemas por la presión que sufría antes de los partidos. “Debido a a las expectativas de la gente vomito antes de los partidos o me entra diarrea. Es como simbólicamente mi cuerpo dijera ‘esto es vomitivo’. Y poco antes del pitido inicial me entran náuseas. Una vez tragué tan fuerte la bilis que los ojos me lloraban”, explica crudamente.

Además, el espigado defensa central ve una relación entre lesiones y estrés. “Las lesiones muchas veces son mentales. Cada vez que llegué al límite acabé tocado, digamos que es como si el cuerpo ayudara a tu ánimo. Mi cuerpo está roto, ya no siento placer en jugar””, argumenta en el semanario alemán.

Mertesacker explica que su peor momento fue en 2006, con la organización del Mundial por parte de su país, Alemania. “Obivamente. lamenté nuestra eliminación contra Italia en semifinales, pero me sentí aliviado. Lo recuerdo como si fuera hoy. Sólo pensaba que se acabó, se acabó, todo se acabó. Por fin”, ha dicho.

El central, de 33 años, apenas ha contado para Arsene Wenger esta temporada y a partir de la siguiente trabajará en la academia del Arsenal con los más jóvenes.

Fuente: Marca.com

Noticias Relacionadas