CChC beneficia a trabajadores de la construcción y sus familias con sus programas sociales

Publicado el 2 marzo, 2018 Por Columna de Opinión

Cada año, el gremio realiza un importante esfuerzo por disponer de programas sociales que entregan beneficios en áreas de alta valoración para el trabajador como son la salud, la vivienda, la formación y sus familias. Esta plataforma de programas busca ser un aporte a la gestión sostenible de las empresas, en el ámbito de la […]

Cada año, el gremio realiza un importante esfuerzo por disponer de programas sociales que entregan beneficios en áreas de alta valoración para el trabajador como son la salud, la vivienda, la formación y sus familias.

Esta plataforma de programas busca ser un aporte a la gestión sostenible de las empresas, en el ámbito de la calidad de vida laboral y familiar. Para el presente 2018, la inversión en estos programas sociales superará los $12 mil millones, generando cerca de 280 mil cupos en estas iniciativas.

Como novedades, este año se ha ampliado la oferta de capacitación con el objetivo de apoyar el desarrollo laboral de los trabajadores. Asimismo, se ha fortalecido el programa de vivienda, acercando un poco más la opción de cumplir el sueño de la casa propia.

En el área Salud promovemos que los trabajadores de la construcción se involucren en forma oportuna y preventiva en el cuidado de su salud, disponiendo operativos en obra que facilitan su acceso. Contamos con programas de diagnóstico y atención en salud, incluyendo un plan de hospitalización, exámenes preventivos, atención oftalmológica y dental e intervenciones que promueven la vida saludable.

Aportamos a la formación de técnicos y profesionales de excelencia para la industria, avanzando en la integración de los aspectos relacionados a educación y a capacitación, como elementos esenciales para el desarrollo laboral. Además, premiamos el compromiso y el esfuerzo a través de becas de estudio, tanto para trabajadores como para sus hijos.

Aumentamos las opciones para que los trabajadores de la construcción puedan convertir en realidad el sueño de la casa propia a través de un programa que les entrega información, acompañamiento y asesoría permanente en el proceso de la obtención de un subsidio estatal o un crédito hipotecario gracias a un convenio firmado con Banco Estado.

Y finalmente impulsamos el desarrollo integral de los trabajadores de la construcción a través de programas de orientación en temas sociales, además de iniciativas culturales y deportivas que también involucran a las familias. Asimismo, se considera el apoyo y asesoría a quienes han quedado cesantes o ya jubilaron.

Por todo lo anterior, se invita a las empresas socias a ser partícipes activos de estos beneficios para sus trabajadores que nos distinguen como gremio.

Presidente CChC Rancagua, José Luis Saffirio

Noticias Relacionadas

Columnas 21 septiembre, 2018

Más lectura, menos televisión

Columnas 21 septiembre, 2018

Querida Karol

Columnas 13 septiembre, 2018

En la obra, en la faena, un espacio