Rancagua: Recolectores de basura admiten acercamiento con empresa pero el paro continúa

Publicado el 9 febrero, 2018 Por Patricio Hernández

Los trabajadores cumplen hoy su cuarto día de movilizaciones y acusan que el municipio “no nos está ayudando”.

Cuatro días cumplen hoy en paro indefinido los trabajadores asociados al sindicato de la empresa Veolia Chile -organismo encargado de la recolección de basura en la comuna de Rancagua- tras no fructificar las negociaciones sostenidas entre el gremio y la empresa en las dependencias de la Inspecciòn del Trabajo.

Durante la tarde de este jueves, dirigentes y empresa se sentaron a la mesa para negociar y encontrar un punto de acuerdo a las demandas de los trabajadores, entre las que destacan el aumento de sus remuneraciones, el pago de hora extras y mejoras en las condiciones laborales. No obstante, pese a que desde el gremio reconocen que los representantes de Veolia “llegaron con otra disposición”, lo cierto es que no hubo acercamiento, por lo que la discusión se retomará durante la jornada de hoy.

La situación fue confirmada por el presidente del sindicato, Denis Catalán, quien explicó que “mañana (hoy) nos vamos a sentar a la mesa para llegar a algunos puntos claros y, ojalá, llegar a acuerdo”.

Respecto a la negociación como tal, el dirigente reconoció que durante la jornada de hoy se discutirá el petitorio y la propuesta de la empresa “punto por punto”.

Además, como forma de expresar su descontento ante la situación, los trabajadores, a partir de las 11.00 horas, realizarán una marcha por el centro de Rancagua, donde recorrerán el Paseo Independencia, Astorga, Alameda, Freire y Germán Riesco.

“Mala señal” del municipio

Durante la jornada del jueves, los trabajadores se reunieron también con el alcalde de Rancagua, Eduardo Soto. No obstante, los dirigentes no quedaron conformes con la instancia, ya que, a su juicio, el municipio “está ayudando a la empresa”.

En ese sentido, el presidente del sindicato expresó que “no nos fue muy bien con el alcalde. Él dijo que se iba a reunir con la empresa para tratar de solucionar el problema, pero en concreto no hubo nada claro”.

Catalán agregó que el jefe comunal “tomó el compromiso de acercar a las partes”, pero se mostró contrario al alza que exigen los trabajadores en sus remuneraciones: “Él encuentra que nuestras demandas son muy altas”, afirmó el dirigente.

Además, desde los trabajadores expresaron su molestia por el actuar del municipio ante su paralización, ya que “andan camiones municipales ayudando a la empresa a sacar la basura”, situación que es tomada “muy mal, porque sentimos que ellos, contrario a ayudarnos a nosotros, están ayudando a la empresa”, lo que es “una mala señal”.

Noticias Relacionadas