Editorial: El debate por pena de muerte y eutanasia

Publicado el 6 febrero, 2018 Por Equipo de Corresponsales

Los temas valóricos se han vuelto a tomar la agenda. En los últimos días, el diputado Vlado Mirosevic (PL) anunció que buscará reimpulsar el proyecto de ley de eutanasia, que se encuentra desde el 2015 sin mayor avance en el Congreso. Ese año, este tema generó un amplio debate producto del caso de Valentina Maureira, […]

Los temas valóricos se han vuelto a tomar la agenda. En los últimos días, el diputado Vlado Mirosevic (PL) anunció que buscará reimpulsar el proyecto de ley de eutanasia, que se encuentra desde el 2015 sin mayor avance en el Congreso. Ese año, este tema generó un amplio debate producto del caso de Valentina Maureira, una joven de 14 años que padecía de fibrosis quística y que solicitó a la presidenta Michelle Bachelet se le pudiera practicar la eutanasia.

Hoy, el caso de Paula Díaz – joven que sufrió grave daño neurológico y se encuentra en dolor constante por causas que aún no han logrado ser determinadas- ha movilizado al diputado Mirosevic a realizar un llamado a reimpulsar este proyecto de ley en el período legislativo que comienza en marzo próximo.

La semana pasada, la muerte de la pequeña Sophia, de un año y once meses,  en Puerto Montt conmocionó a la opinión pública, pero además, instauró un nuevo debate: qué tan posible resultaría restaurar la pena de muerte en Chile.

En este escenario, 5 diputados de la UDI solicitaron al Presidente electo, Sebastián Piñera, que realice una consulta ciudadana en la materia para establecer la conveniencia de reponer este castigo en caso de delitos graves.
Medida que fue abolida en Chile en 2001 y ha sido ratificada por el país al sumarse a diversos tratados internacionales que no aceptan este tipo de condenas. Incluso varias ONGs y Amnistía Internacional se oponen a su instauración y lo califican como un retroceso.

Pero parte de los chilenos cree que la pena de muerte puede actuar como un elemento que evite se sigan cometiendo este tipo de crímenes. Carácter disuasivo que es puesto en duda por los expertos.

Dos temas que generan división entre la opinión pública chilena, pero que a la vez han generado una amplia movilización ciudadana. Miles de voces se han alzado en redes sociales por el caso de Paula Díaz; y otras miles se han manifestado en las calles exigiendo una Ley Sophia.

Una señal que demuestra que parte de la sociedad chilena pide iniciar un debate en ambas materias, más allá de las creencias,  de las concepciones morales o los dogmas.

Por ello, el clamor social que ha puesto en la agenda estos temas, impone además, la necesidad de discutir, analizar y debatir estas temáticas sin oportunismos, populismos o queriendo sacar dividendos políticos de dos situaciones que han generado conmoción pública y que obligan a iniciar un debate de forma clara, seria y responsable.

Noticias Relacionadas

Columnas 14 febrero, 2018

Progreso en trasplantes de órganos