Dirigentes de El Teniente adelantan cómo será negociación colectiva de este año 

Publicado el 22 febrero, 2018 Por Equipo de Corresponsales

Los requerimientos están ligados a mejoras en salud, elevar préstamos hipotecarios y bonos variables. En cuanto al bono por término de conflicto, se manifiestan esperanzados en lo favorable que se mantiene el precio del cobre hoy.

Hasta octubre de 2018 rigen los acuerdos tomados entre los sindicatos de trabajadores de planta que forman parte de la División El Teniente de Codelco. Sin embargo, se estima que en marzo ya comiencen a sentarse a negociar los actores para definir los nuevos lineamientos de la negociación colectiva que deberá regir a partir de este año.

Sin embargo, el panorama se prevé complejo debido a la política de austeridad que ha implementado la cuprífera, producto de lo cual ha terminado con un 0% de reajuste salarial y un 40% de disminución de los bonos por términos de conflicto otorgados a otras divisiones, como por ejemplo, Chiquicamata.

Cabe destacar que El Teniente es sin duda su división más productiva y eso es sabido por sus trabajadores. El año pasado produjo 475 mil toneladas -la tercera más grande del país después de las privadas Escondida y Collahuasi- y un cash cost (C1) de US$ 0,97 la libra, el que sería el mejor indicador de Chile.

Respecto de los enfoques que traerá consigo esta nueva negociación, el presidente del sindicato número 5, Alejandro Soto, señala que “nosotros hasta el momento no tenemos ninguna oferta de la administración”.

Sin embargo, recalca que un aspecto que los pone en buen pie ante la negociación es lo “favorable del precio del cobre”.

Cabe destacar que en la pasada negociación los trabajadores de la División El Teniente recibieron un bono por término de conflicto de 17 millones de pesos, más $3 millones de crédito blando.

En esta nueva negociación, a juicio de Soto, “hay muchas maneras de mejorar los beneficios de los socios que al largo tiempo nos van a dejar mejores dividendos que un bono más abultado”.

Los enfoques, según explica, estarán puestos en “mejorar los beneficios que ya tenemos en salud, actualizar bonos como los préstamos hipotecarios”, ya que actualmente este tiene un tope de 1.000 UF, de acuerdo a lo expresado por Soto. A su vez, señala enfático que “debemos tratar que todos los trabajadores reciban los mismos beneficios”.

En cuanto al reajuste salarial, están conscientes que “somos la división de Codelco que está aportando más y vamos a apuntar a un reajuste salarial justo”.

Por su parte, el presidente del Sindicato Unificado Sewell Mina, Jorge Olguín, señaló que pondrá énfasis en una “negociación colectiva de este año que sea transparente, con la amplia participación de los trabajadores”.

A su vez señala que existen dos pilares de esta nueva negociación ligados a “beneficios en salud” primeramente porque señala que “la Fusat no está a la altura de la recuperación rápida de nuestros trabajadores”.

Por otro lado, el dirigente señala que se deben mejorar los bonos variables otorgados a los trabajadores durante tres veces el año.

Respecto del monto del bono de término de conflicto, Olguín dice que “hoy día tenemos un cobre que está en alza”, por lo tanto plantea que “el bono de término de negociación colectiva no debiera ser inferior a $12 millones”.

Por lo pronto, Codelco no se ha pronunciado respecto de comenzar una negociación anticipada, y ambos sindicatos estarán prontos a comenzar las reuniones con sus socios y definir así cada uno de los requerimientos de esta nueva negociación colectiva.

Noticias Relacionadas