Sector exportador de O’Higgins exige medidas para enfrentar bajo tipo de cambio

Publicado el 5 enero, 2018 Por Equipo de Corresponsales

El agro revela dificultades que trae consigo el actual precio del dólar y plantea ideas para mitigar sus efectos.

En alerta se mantienen los agricultores frente a la constante caída del dólar, situación que afectaría directamente en las ventas y precios de los productos.

Este miércoles el valor de la moneda estadounidense se situaba en $606, sin embargo, este fenómeno se viene gestando desde fines de agosto de 2017.

¿A qué se debe la baja del dólar? Este fenómeno responde a múltiples factores, uno de ellos es su depresión a nivel internacional. Por otro lado, otra de las razones es el alto precio del cobre.

“Es un tema que nos tiene tremendamente preocupados”, reconoce el presidente de Federación de Productores de Fruta VI Región (Frusexta), Felipe García-Huidobro, quien explica que “para el sector exportador, que vende en dólares, es muy complicado”.

En esta línea, García-Huidobro plantea que esta baja del dólar “es muy buena para la minería, para el sector importador, pero para los exportadores y para la agricultura es pésimo”.

En este sendido, el presidente de Frusexta señala que esta problemática involucra a la industria “de los vinos, de la fruta, de la celulosa, de todo lo que producimos y exportamos”.

Es así como plantea que “frente a esta nueva realidad nosotros queremos volver a solicitar compensaciones a la autoridad”.

Lo anterior es sustentado, a su juicio, porque “el sector frutícola y la agricultura en general han sido tan importantes en estos años en que el cobre estuvo bajo y hemos sido en gran parte un motor de la economía”.

En esa línea, García-Huidobro enfatiza que “nosotros queremos que a la economía del país le vaya bien y a la agricultura también”, no obstante, sería ideal “que no estemos dependiendo de variables como estas que nos ponen en jaque a todo el sector exportador”, añade.

Entre las medidas que podrían paliar esta desfavorable situación para el sector agrícola, el presidente de Frusexta plantea que se podría “evitar que ingresen al país capitales golondrinas, que vengan a aprovechar eventuales mejores tasas de interés que las que puedan optar en otros países del mundo”.

Asimismo, García-Huidobro plantea que “se podría pedir la eventual intervención del Banco Central”, ya que a su juicio, “no se debe desproteger los sectores de la economía que dan trabajo permanente, más allá de los vaivenes del valor del cobre”.

En ese sentido, el representante de los exportadores hace un enérgico llamado a “a tomar medidas compensatorias para un tipo de cambio que puede ser bajo y afectar la inversión en el mundo agrícola”.

De igual forma, plantea la necesidad de “estar alertas y plantear buenas soluciones, porque no se saca nada con reclamar pero tenemos que ir pensando en tomar medidas”.

En cuanto a las consecuencias que este fenómeno traería consigo, el empresario señala que “los salarios se pueden ver afectados”, como también “podemos entrar en competencia con otros sectores que están beneficiándose de un tipo de cambio bajo y le pueden pagar mejor a las personas”.

Noticias Relacionadas