Rancagua: Confirman cierre de colegio Bernardo O’Higgins

Publicado el 29 diciembre, 2017 Por Equipo de Corresponsales

Padres y apoderados del establecimiento manifestaron su preocupación por la situación en la que quedarán sus hijos durante el período académico 2018.

Luego de 35 años de funcionamiento, la sostenedora del Colegio Bernardo O’Higgins de Rancagua, Yecie Pérez, solicitó el cierre del establecimiento educacional durante el mediodía de ayer.

“La sostenedora envió una carta donde solicita el cierre del establecimiento educacional, bajo el argumento que la decisión obedece a temas económicos”, informó el seremi de Educación, Hernán Castro Monardes.

La autoridad, además recordó que “a finales del año pasado abordé una situación del mismo colegio por una negociación colectiva con el sindicato. En la oportunidad trabajé como mediador en el tema, logrando llegar a un acuerdo, pero también pude darme cuenta que había otro trasfondo relacionado con la gestión. Se veía una situación compleja, pues las condiciones no eran las mejores y así se hizo saber a la Superintendencia de Educación”, manifestó Castro Monardes.

En términos económicos, durante el año 2016 la sostenedora del establecimiento recibió fondos del Mineduc por más de 297 millones de pesos por concepto de subvención normal, SEP, SEP Preferente y Prioritario, bono de reconocimiento profesional, subvención de apoyo al mantenimiento y pro retención.

El establecimiento –de dependencia particular subvencionada– cuenta con una matrícula de 245 alumnos, una planta docente de 25 docentes y niveles parvulario, básico y medio.

Respecto a la situación que enfrentará el alumnado y sus familias, el titular regional de Educación, informó que “apenas supimos la decisión de la sostenedora, activamos de inmediato un plan de trabajo que tenemos para casos como este, el cual consiste la reubicación de los 245 alumnos. Esta tarea estará liderada por el Departamento Provincial de Educación de Cachapoal, que es donde deben dirigirse los apoderados para informarse de aquellos colegios que eventualmente podrían recibir a sus hijos en marzo de 2018. Nosotros ya estamos contactando a sostenedores de establecimientos cercanos en donde está emplazado el colegio, así que hacemos un llamado a la tranquilidad porque ningún niño, niña y joven quedará sin colegio”, declaró Hernán Castro.

Por otro lado, la autoridad señaló que, en el caso de docentes y asistentes de la educación, debe operar la legislación laboral; por lo mismo, ya fueron remitidos los antecedentes a la Dirección del Trabajo.

 

Noticias Relacionadas