Supuesta agresión sexual en Liceo: Superintendencia busca determinar si establecimiento cumplió protocolos

Publicado el 7 noviembre, 2017 Por Equipo de Corresponsales

Director del establecimiento realizó la denuncia. Se investiga la gravedad del hecho que habría afectado a un alumno de enseñanza básica.

La Superintendencia de Educación inició una investigación a fin de dilucidar si el Liceo Municipal de Requínoa cumplió con la normativa frente a la denuncia de apoderados relacionada a un supuesto ataque sexual que habría sufrido un alumno de enseñanza básica a manos de dos estudiantes de media en uno de los baños del establecimiento.

Esta situación fue informada a la Superintendencia del ramo por parte del director del Liceo Municipal, sin embargo la autoridad esperaba la concurrencia de algún familiar de la víctima, a fin de sumar antecedentes, situación que hasta el cierre de esta edición no ocurrió.

[Lee también: Investigan presunto caso de violación de alumno al interior de Liceo Municipal de Requínoa]

Pese a ello, la autoridad inició un proceso de fiscalización por oficio que se materializó en la visita al liceo de dos fiscalizadores que verificarán “que el establecimiento haya cumplido con los procedimientos y los protocolos que están establecidos en su reglamento interno”, explicó la directora regional de la Superintendencia de Educación, Lorena Cuevas.

A lo cual agregó que “si encontramos que hay procedimientos que no se han cumplido, el establecimiento se expone a que se levanten cargos y eso significa un proceso administrativo” y “se tendrá que ir una o las veces que sea necesario”, enfatizó la autoridad.

Ya en el lugar, los fiscalizadores recabarán información en relación a “si hay docentes que observaron esta situación, si hay docentes que tuvieron contacto con el estudiante antes, si hubo alguna situación de agresión por parte de algún adulto”, explicó Cuevas.

Por otro lado, agrega que en el lugar “vamos a mirar la activación del procedimiento de la denuncia, además de las medidas de seguridad que está implementando el establecimiento”, puntualizó la directora.

Esto cobra relevancia considerando que “cada vez que un apoderado matricula a su hijo en un establecimiento, lo que le entrega es la seguridad de su hijo, y el Estado, por medio de la subvención, entrega recursos también para hacerse cargo de la seguridad”, advierte Cuevas.

En ese sentido, además de determinar si hubo una vulneración de la normativa por parte del establecimiento, la Superintendencia de Educación entregará “orientaciones para mejorar sus propios procedimientos”, explicó.

Tal como señala Cuevas, “las orientaciones tienen relación con el acompañamiento a los apoderados, al estudiante agredido, a los estudiantes agresores si fuese el caso” y además sostiene que  “hay que mirar el plan de seguridad. Yo insisto, cuando tenemos adultos caminando y mirando, ocurren muchos menos hechos como estos”.

Finalmente, de comprobarse por medio de las diligencias de la Superintendencia de Educación que el Liceo Municipal de Requínoa no actuó de acuerdo al protocolo que la ley establece,  la autoridad explica que “las sanciones pueden llegar desde las 50 a las 1000 UTM, dependiendo de la gravedad de la falta”.

Noticias Relacionadas