[EDITORIAL] Cuidado de la Tierra: Políticas públicas y conductas personales

Publicado el 21 Abril, 2017 Por Equipo de Corresponsales

‘Alfabetización ambiental y climática” es la consigna que para este año tiene la conmemoración del Día de la Tierra. La idea es que la población reconozca los conceptos sobre el cambio climático, pero además que tome conciencia respecto a la real amenaza –sin precedentes para los expertos- que este tema tiene para el planeta y […]

‘Alfabetización ambiental y climática” es la consigna que para este año tiene la conmemoración del Día de la Tierra. La idea es que la población reconozca los conceptos sobre el cambio climático, pero además que tome conciencia respecto a la real amenaza –sin precedentes para los expertos- que este tema tiene para el planeta y sus habitantes.

La celebración de este Día –cuyo primer antecedente se remonta a 1968, aunque se conmemoró de manera oficial por primera vez en 1970- busca que la población se empodere de temáticas fundamentales en la lucha medioambiental, como contaminación del aire, superpoblación y conservación de la biodiversidad, entre otros términos.

¿Pero cómo los países a través de políticas públicas generan acciones para el cuidado del medio ambiente y cómo los habitantes se empoderan de conductas en esta línea?

El calentamiento global es sin duda un tema de preocupación de las autoridades a nivel mundial, y si bien se han mostrado algunos intentos para enfrentar este tema, está claro que aún falta mucho por hacer. Por ello, la autoridad debe asumir un compromiso aún más fuerte en la materia, dando señales claras e inequívocas hacia la ciudadanía. El objetivo es uno solo: generar un equilibrio entre las necesidades ambientales y las demandas económicas y sociales.

Eso por una parte. Porque la conmemoración de este día también nos llama a la reflexión personal y a responder si con nuestras conductas o comportamientos  en el día a día aportamos al objetivo de proteger el medio ambiente. Es tarea personal desterrar malos hábitos, especialmente para que las futuras generaciones puedan disfrutar de un mejor ecosistema, libre de contaminación y sin efectos nocivos para su salud y desarrollo.

 

 

 

Noticias Relacionadas

Columnas 20 Julio, 2017

Un sismo de nieve

Columnas 20 Julio, 2017

Fallo en caso Nabila Rifo

Editorial 19 Julio, 2017

Editorial: Probidad y transparencia