Laboratorios de inglés buscan aminorar la brecha entre estudiantes públicos y privados

Publicado el 20 diciembre, 2011 Por Patricio Rodríguez

Los colegios Eduardo de Geyter y España contarán, a partir de marzo, con moderna implementación técnica para la enseñanza de la asignatura.

En la Cormun se presentaron las alternativas de los nuevos laboratorios de inglés, que beneficiarán a más de mil alumnos.

El alcalde de Rancagua, Eduardo Soto, dio a conocer ayer la instalación de dos nuevos laboratorios de inglés para los colegios Eduardo de Geyter y España, lo que significará una inversión de 80 millones de pesos. De esta manera se busca disminuir la brecha entre establecimientos privados y públicos. La implementación de ambos laboratorios estará a cargo de la empresa Celestron y beneficiará a más de mil alumnos.

El edil explicó que “el inglés hoy es una exigencia y no un lujo”, argumentando que la instalación de ambos laboratorios obedece al interés de “entregar este conocimiento desde la educación básica, que es el mejor período para iniciar la enseñanza de esta materia”. Soto agregó que “en Rancagua no existe colegio particular ni subvencionado que esté llevando adelante una inversión de este tipo”, destacando que el esfuerzo obedece a una política constante de mejoramiento, que ha llevado a la Corporación Municipal a contar en la actualidad con más de 23 pizarras interactivas en establecimientos de la comuna.

En tanto, el concejal Juan Ramón Godoy, presidente de la Comisión de Educación del municipio, destacó “la importante inversión tecnológica que está llevando a cabo el municipio para mejorar la calidad en el aprendizaje de los estudiantes del sistema público”.

En tanto, Eugenia Valenzuela, directora del Colegio Eduardo de Geyter, indicó que “son alternativas como ésta las que permiten a nuestros niños acceder a tecnología por la que en otros lugares se debe pagar. Siempre se busca llevar al colegio la mayor cantidad de elementos que ayuden al aprendizaje, mostrando también a los apoderados los esfuerzos para mejorar la calidad de la enseñanza y aminorar las desigualdades que existen”.

En el mismo sentido, Jacqueline Ramírez, directora del Colegio España, comentó que “de esta forma se demuestra que se puede entregar calidad en los establecimientos municipales. No porque seamos parte de la educación pública se nos va a negar la posibilidad de contar con este tipo de tecnología”.

Luis San Jorge, director de Celestron, comentó que en los laboratorios “se usa una tecnología que le permite al alumno estar en conexión con el máximo de posibilidades de aprendizaje, lo que es posible a través de un software que permite que el estudiante pueda acceder a videos, escuchar audio o conversar a través del micrófono. El estudiante puede trabajar, entonces, de forma individual a su propio ritmo o a través de grupos de estudio”.

La iniciativa considera la capacitación de docentes en uso de tecnologías digitales que permitan mejorar los aprendizajes esperados en inglés, incorporando en su trabajo pedagógico herramientas tecnológicas destinadas a disminuir las actuales brechas digitales.

 

Noticias Relacionadas